Inicio

Qué son las varices

varius gironaSon venas anormalmente dilatadas y habitualmente tortuosas, que aparecen sobre todo en las piernas como consecuencia de una alteración del retorno venoso. La insuficiencia venosa afecta aproximadamente a un 25% de las mujeres y un 15% de los hombres.

Porque aparecen las varices 
Las venas de las piernas, a diferencia de otras localizaciones del cuerpo, tienen válvulas de retención; estas válvulas dejan pasar la sangre en sentido ascendente hacia el corazón (anterógrado) pero cuando estamos de pie, las válvulas se cierran e impiden el flujo de sangre en sentido descendente (retrógrado). Cuando las válvulas no funcionan correctamente en algún segmento de la red venosa, se produce un reflujo de sangre venosa en sentido retrógrado, hipertensión venosa, dilatación de las venas y finalmente aparición de varices visibles. En realidad debemos considerar las varices como un síntoma más de una enfermedad que es la insuficiencia venosa y que puede provocar también otros trastornos.

Cuál es la causa de la insuficiencia venosa
No hay una sola causa, sino que intervienen varios factores de riesgo, los más conocidos son:
-Factores genéticos: aunque no es una herencia directa, tener familiares de 1º grado con insuficiencia venosa, predispone a la aparición de varices.
-Sexo: las mujeres presentan con más frecuencia varices, debido a cambios hormonales, gestaciones, etc... De todas formas muchos hombres también tienen varices, (aunque con una relación de 4 mujeres por cada hombre)
-Embarazo: durante la gestación aumenta la resión pélvica y se dificulta el retorno venoso. Algunas de estas varices desaparecen en los meses posteriores al parto, pero otras pueden quedar permanentes.
-Entorno laboral: cuanto más horas de pie o sentado en el trabajo, más riesgo de desarrollar insuficiencia venosa y varices
-Estilo de vida: el sobrepeso, el sedentarismo y la falta de actividad física habitual también favorecen la aparición de varices

Qué síntomas y consecuencias provocan las varices

 Habituales y leves 
-Aspecto estético desagradable
-Sensación de pesadez y cansancio en las piernas sobre todo al final del día
-Calor localizado en zonas varicosas, hormigueo, calambres todo por la noche

Moderados
-Alteraciones de la piel por estasis venoso: manchas oscuras, induración de la piel, dermatitis vascular, descamación.
-Flebitis superficiales
-En las épocas de calor, pueden aparecen edema (hinchazón) en la parte baja de la pierna y dolor opresivo por tensión

Graves
-Varicorragia: sangrado por herida o erosión de la piel que cubre una variz
-Úlceras venosas
-Trombosis venosa: formación de un coágulo dentro de una vena e inflamación de la misma (tromboflebitis). La mayoría de los casos no es grave y es resuelto con tratamiento médico, pero si la trombosis afecta una vena profunda (TVP) puede haber riesgo de embolia pulmonar y puede requerir un tratamiento anticoagulante largo.
-Síndrome postflebítica: secuelas que quedan crónicas después de una TVP

Cómo se hace el diagnóstico
El Médico especialista debe realizar una historia clínica y una exploración física cuidadosa, identificando factores de riesgo. En nuestras consultas de Girona utilizamos la Ecografía-doppler de las piernas. Se trata de una prueba hemodinámica no invasiva, no dolorosa, que utiliza ultrasonidos para localizar de forma precisa las anomalías del retorno venoso, y planificar el tratamiento más adecuado. También permite diagnosticar las trombosis venosas de forma muy fiable. Se hace en la misma consulta el día de la visita.
Hoy en día se considera imprescindible para el estudio de las varices.             

Como se puede prevenir o retrasar la aparición de varices
El factor genético personal no se puede modificar, de momento, pero sí se pueden cambiar hábitos y seguir unos sencillos consejos:
-caminar un mínimo de 30 'cada día o combinarlo con deportes de bajo impacto.
-evitar estar mucho rato de pie o sentado sin mover las piernas. En el trabajo intentar hacer pausas y levantarse para caminar.
-llevar un calzado cómodo y evitar al máximo los zapatos con tacones.
-evitar la ropa muy ajustada en las piernas.
-llevar medias de compresión decreciente (vasculares) sobre todo en trabajos muy estáticas, puede ayudar al retorno venoso.
-se recomienda elevar las piernas cuando está descansando en el sofá o en la cama (los pies más altos que las caderas)
-seguir una dieta equilibrada, con fibra abundante y buena hidratación; evitar el sobrepeso.
-evitar estar mucho rato bajo a pleno sol en verano y no acercarse mucho las piernas a fuentes de calor directo en invierno.

eco-CHIVA Girona s.l.p - Girona - 972 204 350 - info@tractamentdevarius.cat - Nota legal
Gestor web Comunicatek
Este sitio web utiliza cookies. Si hay todavía vela consideraremos que usted está de acuerdo con su uso. Más información sobre cookies